lunes 15 julio, 2024
Sociedad

En un fallo histórico la Justicia declaró que es nulo el Código de Edificación de la Ciudad

La jueza Elena Liberatori, en respuesta a una demanda colectiva liderada por la Fundación Rumbos, declaró la nulidad del Código de Edificación de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires. Este fallo inudito surge tras casi cinco años de litigio, donde se argumentó la vulneración del derecho de participación ciudadana durante el proceso legislativo de elaboración de la normativa.

La demanda, iniciada por Eduardo Joly, presidente de Fundación Rumbos, recibió el respaldo de numerosas personas con discapacidad, así como de diversas organizaciones sociales, ambientales y vecinales.

La sentencia de la jueza Liberatori destaca cómo los legisladores convirtieron la audiencia pública en un mero trámite formal, ignorando los planteos sustanciales de los actores involucrados. En sus palabras, “Lo que ha ocurrido en el proceso legislativo es lo contrario a lo que establece la Convención, dado que la audiencia pública devino en un mero trámite formal a causa de que los legisladores no dieron ninguna respuesta satisfactoria a los planteos sustanciales formulados por los actores”.

El nuevo Código de Edificación, según la Fundación Rumbos, profundizó las condiciones que generan discapacidad, creando obstáculos y habilitando la construcción de ambientes discriminatorios como micro departamentos y baños inaccesibles. Además, elude el control ciudadano en la construcción y mantenimiento de veredas, perpetuando condiciones riesgosas para el futuro.

María Rodríguez Romero, integrante de la Fundación Rumbos y parte del reclamo colectivo, expresó su preocupación por la falta de consideración hacia las necesidades de accesibilidad en el nuevo código. Según Rodríguez Romero, la normativa redujo las dimensiones mínimas de las viviendas, volviéndolas inaccesibles para personas con discapacidad. A pesar de los reclamos planteados durante el proceso legislativo, estos no fueron tenidos en cuenta, lo que determinó el fallo de la jueza Liberatori.

El fallo emitido no solo es relevante para el colectivo denunciante, sino para toda la sociedad, resaltó Rodríguez Romero. En este sentido, la jueza Liberatori enfatizó la importancia del respeto al derecho a participar de la ciudadanía, subrayando que la democracia participativa es un elemento fundamental del régimen político de la Ciudad de Buenos Aires.

Rodríguez Romero concluyó que la ciudad continúa construyéndose de manera excluyente, sin tomar en cuenta las necesidades de las personas con discapacidad. A pesar de los esfuerzos por participar en el proceso legislativo, sus demandas fueron ignoradas, lo que refleja una falta de conciencia real sobre las necesidades de este sector de la sociedad.

Artículos Relacionados

CABA: más de 700 personas recibieron la vacuna

Tubarrioenlaweb

La Ciudad suma puntos para recuperar pilas usadas en las cabeceras de los trenes

Tubarrioenlaweb

Es ley: “República de Cromañón” será un espacio para la memoria

Tubarrioenlaweb