martes 9 agosto, 2022
Sociedad

Caballito: Construcción de las Torres de IRSA, suspendidas por la Justicia

La construcción de las Torres de IRSA, del barrio porteño de Caballito, fue suspendida por la justicia.

Según consignó el portal Noticias Urbanas, el permiso de construcción que otorgó el Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires, tenía algunas irregularidades.

En este sentido, desde la justicia, aclararon que “la particularidad de las cuestiones ambientales, el carácter de los bienes jurídicos tutelados y la incidencia general de las afectaciones ambientales, operan para acotar o incluso, disculpar, la exigibilidad de los recaudos de las medidas cautelares previamente mencionados. En este aspecto, la verosimilitud del derecho será analizada bajo un prisma no tan riguroso, admitiéndose medidas precautorias en materia ambiental, aún cuando no exista una certeza científica sobre los efectos perjudiciales cuya producción quiera prevenirse en esta materia”.

Asimismo, luego de incorporar en una decena de páginas del decisorio, imágenes del proyecto inmobiliario publicadas por los medios masivos de comunicación, el titular del Juzgado en lo Contencioso Administrativo y Tributario n.° 24, Darío Reynoso subrayó que “la forma en que es descripto el proyecto por los medios de comunicación –sin que pueda dudarse seriamente de que la información fue provista por los propios demandados- parecería configurar un plan maestro como refiere la actora”.

Por otra parte, el magistrado, concluyó que “difícilmente podría denominarse al proyecto como ‘CiudadPalmera’ si sólo se tratase de dos edificios. Aun cuando quiera alegarse que es solo una política comercial de venta y publicidad del emprendimiento, la magnitud y envergadura del Master Plan, induce a pensar que por ello se le otorgó la denominación de ‘Ciudad’”.

Otro aspecto fundamental, tiene que ver con el impacto ambiental que conlleva estas edificaciones. En tanto que el juez recordó que “todos estos aspectos relativos al proyecto, fueron puestos en conocimiento de la autoridad de aplicación parcela por parcela y no en forma conjunta e integral, tal como señala la propia codemandada IRSA que ha sido concebido e imaginado (…) Esta circunstancia permite presumir que, de haberse tramitado el Certificado de Aptitud Ambiental por la totalidad del predio en su conjunto, arrojaría otro resultado la categorización del proyecto y la evaluación del impacto ambiental”.

Artículos Relacionados

Piden al GCBA que informe acerca de los casos de coronavirus en las escuelas

Tubarrioenlaweb

Casco Histórico: el GCBA presentó un plan de transformación

Tubarrioenlaweb

Chacarita: Cierra el Centro Integral de la Mujer

Tubarrioenlaweb