lunes 17 junio, 2024
Sociedad

Derrumbe en Floresta: dos personas murieron y 25 resultaron heridas

Una casa de dos plantas ubicada en el barrio porteño de Floresta se derrumbó, causando la muerte de un joven de 19 años y de una niña de 12, y dejando 25 personas heridas, incluyendo dos menores que ya están fuera de peligro. Las víctimas fatales fueron identificadas como Jefferson Aquino y Gabriela Jamile. A su vez, se busca a Felicitas Cherres, de 72 años, y a otro hombre de entre 30 y 50 años, quienes aún no fueron encontrados.

Durante la madrugada ingresaron perros entrenados para buscar personas con vida entre los escombros, pero según el responsable del operativo no hay personas vivas bajo los escombros. Durante la mañana de hoy se retomó la búsqueda de los desaparecidos.

En tanto, el director de la Guardia de Auxilio y Emergencias de la Ciudad, Walter Gómez Diz, indicó que una parte importante de la estructura interior de la vivienda ubicada en Av. Rivadavia 8758 presentaba peligro de derrumbe: “Una de las vigas que soportaba el peso de la construcción clandestina que había en el interior de la vivienda cedió y cayeron dos losas con todo lo que estaba apoyado sobre ellas”.

El especialista también mencionó que el derrumbe se produjo en la parte trasera de la vivienda, en unos quince metros donde estaba la mayoría de las construcciones clandestinas. La parte de adelante de la vivienda no corre riesgo de colapso ni de derrumbe sobre la vía pública.

Las losas que se derrumbaron pertenecían a una terraza y a parte del primer piso, todas construcciones que sumaron a la vivienda original cuando fue intrusada, por lo que son estructuras que no contaron con supervisión profesional ni fueron aprobadas por el gobierno de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires.

A su vez, Diz agregó: “El derrumbe arrastró las vigas que sostenían las losas de lo que era una construcción precaria que incluía ladrillos portantes y maderas”, y sumó: “El peso de las estructuras agregadas, más la obsolescencia de las vigas, que pueden sufrir por filtraciones y otros factores, pueden haber provocado el colapso de la estructura”.

Aunque algunos vecinos del barrio le dijeron a la prensa que el lugar había sido denunciado, desde el Gobierno porteño informaron que no tienen registros al respecto. Además, explicaron que las inspecciones se hacen a partir de denuncias por obras ilegales o de otra índole.

Por ejemplo, cualquier trabajo de ampliación que implique modificar la estructura original de una vivienda debe contar con la habilitación de la Dirección General de Registro de Obra y Catastro, que depende de la Secretaría de Desarrollo Urbano, tras la presentación que hace un arquitecto matriculado. Si hay una denuncia interviene la Agencia Gubernamental de Control, y si la obra no está registrada, se clausura. En este caso, según indica el gobierno porteño, no constan denuncias por obras ilegales ni de usurpación, y como la obra que se hizo nunca fue presentada, no había una orden de clausura.

Con respecto al operativo, el titular del SAME, Alberto Crescenti había asegurado durante la madrugada: “Ha cedido una construcción de dos pisos. Hemos sacado heridos. Lamentablemente hay dos fallecidos por la caída de escombros”. También explicó la dificultad de las tareas de rescate “En la parte de adentro del lugar está muy inestable y es muy peligroso. Había mucha cantidad de gente”.

Durante la mañana de este miércoles las autoridades informaron que los heridos fueron trasladados a distintos hospitales de la Ciudad y al mediodía Crescenti dijo que solo quedaban dos internados y además había indicado que por la gravedad se declaró el “alerta rojo” en los hospitales de la Ciudad, con el fin de garantizar una eventual atención de los damnificados.

En el Hospital Piñero habían sido internadas dos personas. Uno de ellos, un hombre con traumatismo de tórax, esperaba el alta este miércoles por la tarde. Al Álvarez ingresaron 2 hombres de mediana edad que tienen politraumatismos, pero están fuera de peligro. En el Vélez Sarsfield llegaron 4 personas, un matrimonio y sus dos hijos. Mientras que en el Ramos Mejía ingresaron 2 personas que se retiraron por sus propios medios. Para finalizar, ingresaron 5 pacientes al Santojanni donde seguía internada una mujer con varias fracturas y su bebé de 2 meses, se trata de la pareja y el hijo de Jefferson Aquino, una de las víctimas fatales.

Artículos Relacionados

Alerta por elevadas temperaturas en CABA

Tubarrioenlaweb

El GCBA realizará un censo sobre las personas en situación de calle

Tubarrioenlaweb

Estudiante sobrevive tras caer desde el piso 11 de una universidad de la Ciudad

Tubarrioenlaweb