miércoles 24 abril, 2024
Sociedad

Boca restituyó carnets a socios desaparecidos en el mes de la Memoria

En un acto cargado de emotividad, el Club Atlético Boca Juniors ha llevado a cabo la restitución de carnets a familiares de socios detenidos-desaparecidos durante la última dictadura militar en Argentina. La ceremonia, enmarcada en el mes de la Memoria, Verdad y Justicia, tuvo lugar en el salón Filiberto de La Bombonera, donde los homenajeados fueron recordados con profundo respeto y afecto.

En este contexto, Daniel Lázaro Rus y Benjamín Isaac Dricas fueron especialmente recordados.

Daniel Lázaro Rus, un brillante estudiante de física nuclear, se vio truncado en su camino el fatídico 15 de julio de 1977, cuando fue secuestrado en las inmediaciones de su lugar de trabajo en la Comisión Nacional de Energía Atómica. A pesar de su juventud y prometedora carrera, su vida fue arrebatada por la violencia de la dictadura. Su madre, Sara Laskier de Rus, una sobreviviente del Holocausto, nunca dejó de buscar a su hijo desaparecido, uniéndose a las Madres de Plaza de Mayo en su lucha incansable por la verdad y la justicia. La partida de Sara Laskier, ocurrida recientemente a la edad de 96 años, marca el profundo dolor que la ausencia de Daniel ha dejado en su familia durante casi 47 años.

Por su parte, Benjamín Isaac Dricas, conocido cariñosamente como “El Pato Fellini” por su pasión por Boca Juniors y su admiración por el cineasta italiano, fue otro joven cuya vida fue truncada por la dictadura. Fundador de la Unión de Estudiantes Secundarios (UES), Dricas fue visto por última vez en un operativo militar el 30 de octubre de 1976, cuando apenas contaba con 19 años de edad. Su compañera, Marta Elina Libenson, estaba embarazada en ese momento, y su hija, Ana Victoria, nació en el exilio sin llegar a conocer a su padre. La memoria de Benjamín vive en el corazón de su familia y amigos, quienes aún hoy recuerdan su amor por el fútbol y su fervor por Boca Juniors.

En la ceremonia, los familiares de Daniel y Benjamín recibieron emocionados los carnets y camisetas del club, gesto que representa un importante acto de restitución por parte de Boca Juniors. Entre los presentes, se destacó la figura de Natalia, hermana de Daniel, quien expresó con profunda emoción que su hermano estaría orgulloso de ver a su familia reunida en este homenaje.

Este acto se suma a otros realizados por diversos clubes argentinos en el marco del mes de la Memoria, Verdad y Justicia.

Gustavo Veiga, reconocido periodista y autor de obras sobre deporte y dictadura, destacó la importancia de que instituciones como Boca Juniors se sumen a esta iniciativa, contribuyendo así a preservar la memoria y a enfrentar el negacionismo que aún persiste en la sociedad. Asimismo, hizo hincapié en la relevancia de que los clubes deportivos, como parte fundamental de la cultura popular argentina, se involucren en la defensa de los derechos humanos y la justicia.

En este sentido, la restitución de carnets a socios desaparecidos se erige como un acto simbólico de reparación y reconocimiento hacia aquellos que perdieron sus vidas luchando por un país más justo y democrático. Más allá del fútbol, esta iniciativa refleja el compromiso de Boca Juniors y otros clubes argentinos con la memoria colectiva y la defensa de los derechos humanos.

Artículos Relacionados

SE INAUGURÓ LA PRIMERA ETAPA DEL ECOPARQUE

Tubarrioenlaweb

La Ciudad modifica las normas para el estacionamiento en las calles

Tubarrioenlaweb

Centenario de la Semana Trágica

Tubarrioenlaweb