martes 27 septiembre, 2022
Cultura

Boedo: Una propuesta gastronómica original

En el barrio porteño de Boedo se encuentra “Pan y Teatro”, que ofrece una propuesta diferente.

Un poco de historia. “Pan y Teatro”  es la creación de la familia Marín, que hace mas de 30 años se instalaron en el corazón del barrio de Boedo, y ofrecen una propuesta gastronómica diferente llena de momentos especiales, sabores únicos y el sentimiento por el barrio.

La descendencia de la familia Marín proviene de la provincia de Mendoza, donde se originan sus costumbres, que pudieron trasladar al barrio de Boedo hace tres décadas. A partir de su llegada a la cuidad, no dejaron de escribir nunca su historia, que se hizo porteña y boedense.

Todo comenzó con la historia de la vida de Antonia Siciliana junto a Germinal, su hijo, con quien comenzaron a escribir un nuevo capítulo en sus vidas, que tienen tres pilares fundamentales: tradición, trabajo y esfuerzo. Madre e hijo son quienes crearon este espacio de encuentro como lo es “Pan y Teatro”.

El secreto de su éxito es la mezcla entre la cocina cuyana, que traen de su tierra, con el toque porteño. Además, tambien se puede disfrutar la cocina cuyana/mendocina de clásicas recetas itálicas,  aporto productos de la zona frescos de la huerta de Guaymallén, olivos, viñedos, huerta, frutales. Otra de sus delicias son los tomates, berenjenas, choclos, aceitunas y aceite de oliva y quesos de las alturas de Uco.

El hijo de Antonia, Germinal, de 67 años, cuenta que aprendió de chico haciendo las compras con la madre, y se perfeccionó sin apartarse de las fórmulas que trazan la carta aún hoy en que Antonia volvió a Mendoza.

Para quienes no lo conocen, les contamos que el local es blanco, alto, rústico y sólido, con ventanales y geranios, muebles añosos de madera, lámparas colgantes ingeniosamente vestidas, piezas de telar, de alfarería. Germinal, fue el responsable de llevar adelante su maravillosa decoración.

Pan y Teatro con sus recetas y las ofertas de arte se hizo conocer por vecinos y turistas que la visitan, atraídos por sus particulares sabores y las melodías tangueras que Boedo acuna.

Cabe destacar que la carta contempla comidas naturales con un particular toque mendocino, que lograron que el puntaje puesto por los turistas llegara a 7,5 puntos, debido a la calidad de la atención, la decoración y la carta de vinos, entre otros factores.

Artículos Relacionados

“El Principito” en el Teatro Colón.

Tubarrioenlaweb

NOVIEMBRE CON FESTIVAL DE LITERATURA INFANTIL

Tubarrioenlaweb

El complejo cultural 25 de Mayo celebra  sus 90 años con películas clásicas de todas las décadas

Tubarrioenlaweb