miércoles 23 septiembre, 2020
Interes General

¿Qué hacemos con las pilas?

Los Puntos Verdes Móviles Porteños tienen la respuesta

 El Ministerio de Ambiente y Espacio Público de la Ciudad, a través de la Agencia de Protección Ambiental, pone en marcha un plan piloto para avanzar en la gestión de pilas agotadas. De manera que a la brevedad, los vecinos podrán acercar sus diferentes unidades, ya sean cilíndricas, prismáticas, botones, comunes y recargables, tanto agotadas como sulfatadas a los Puntos Verdes Móviles, que serán anunciados oportunamente.

Al mismo tiempo, las empresas productoras e importadoras de pilas deberán llevar adelante una propuesta de adecuación y tratamiento de todo el material recibido.

Objetivos

  • Promover el correcto destino final de los dispositivos en desuso. La creación de un sistema integral de gestión ambiental de pilas en su etapa post consumo conforme Ley Nacional N° 25.916 y Ley N° 1.854.
  • Involucrar a  productores, importadores y distribuidores de este material a través del Principio de la Responsabilidad Extendida del Productor (REP).
  • Lograr una mayor recuperación y valorización de los componentes de las pilas en desuso mediante la implementación de las mejores tecnologías disponibles.
  • Incentivar el desarrollo de una economía circular sobre la base de la sustentabilidad económica, social y ambiental.
  • Fomentar el consumo responsable.
  • Preservar la salud humana y del ambiente en general.

 

Las pilas entregadas serán llevadas al Centro de Acopio para garantizar un manejo adecuado y desde el punto de vista ambiental, seguro, donde permanecerán  a la espera del Plan de Adecuación Empresario.

Efectos para la Ecología

En la actualidad existe una diversidad de pilas eléctricas que varían de acuerdo a sus compuestos activos, forma, tamaño, voltaje, capacidad y duración, pero todas representan un riesgo potencial al finalizar su uso.

Una vez descartadas pueden perder su capa protectora de metal, por corrosión interna de sus elementos o por acción climática, causando el derrame de metales pesados que pueden perjudicar el suelo y los cursos de agua subterránea y acuíferos con un alto impacto sobre los recursos naturales y a la salud.

Los metales pesados que contienen  como el cadmio, plomo y mercurio son tóxicos aún en concentraciones bajas y tienen tendencia a acumularse en los seres vivos.

Implementación del programa

La firma del convenio se concretó en noviembre de 2018 y establece la recolección de pilas en los Puntos Verdes Móviles y la elaboración de un diagnóstico por parte de las empresas productoras e importadores de pilas. Luego deberán presentar sus planes adecuados para la recolección y el posterior tratamiento.

La Ley establece que los productores e importadores tendrán que presentar ante la Autoridad de Aplicación, que en este caso es la Agencia de Protección Ambiental, un Plan de Gestión de Pilas en Desuso de manera individual o colectiva, de acuerdo con los lineamientos técnicos requeridos. También se comprometerán a financiar, implementar y difundir  la nueva y amigable iniciativa.

 

Related posts

Instalaron el primer “Totem” en el Metrobus del barrio de Boedo.

Tubarrioenlaweb

Palermo: se inauguró una tienda sustentable

Tubarrioenlaweb

En la Ciudad ya hay más de 5900 casos de dengue

Tubarrioenlaweb